La interacción social es esencial para el desarrollo del lenguaje

El lenguaje es una habilidad innata que requiere un ambiente rico en estímulos para desarrollarse y permitir que el pensamiento fluya en el cerebro. Sí, el lenguaje es indispensable para vehiculizar la expresión de cualquiera de las funciones cerebrales. Por otra parte, desarrollar habilidades es una tarea que requiere alta capacidad de observación del pupilo, educando o hijo. Precisa paciencia, creatividad y mucho amor. No es una fruslería, al contrario es algo que se logra con una gran inversión de atención y tiempo.

Tristemente, la crisis sanitaria con sus cuarentenas, la ausencia de clases presenciales, sumado al estrés e incertidumbre, representaron una gran barrera para el óptimo desarrollo de habilidades cognitivas y del lenguaje. Un ejemplo, en un estudio británico de la organización Education Endowment Foundation (EEF), investigó 50.000 estudiantes de entre 4 y 5 años. El 96% de las escuelas encuestadas informaron estar “muy preocupadas” o “bastante preocupadas” por ese aspecto. El mismo estudio determinó que el 76% de los docentes declaró que esos alumnos necesitaban más apoyo con la comunicación que generaciones previas. De los 50.000 niños de 4 y 5 años, un 20% a 25% necesitó más ayuda con las habilidades lingüísticas en comparación con los del año anterior. Otro estudio en Chile, del CEEL de la PUC, habla de niños de 3 años que no hablan y de niñas de 7 años que no saben leer (7-10-2021, diario La Tercera)

Como una forma activa de cooperación en esta tarea, nuestro colegio tomó la iniciativa de apoyar el fomento de habilidades de lenguaje y la comunicación en los niños preescolares y de primer ciclo básico. Esta actividad constituye una estrategia de articulación escolar, que es necesario implementar para abordar la transición de los niños y las niñas entre el nivel preescolar y los primeros años de educación básica y esperamos represente un apoyo al desarrollo de las habilidades cognitivas y del lenguaje de nuestros estudiantes , respetando las características propias de la niñez, de su desarrollo y aprendizaje, particularmente en el contexto de la pandemia por Covid-19,donde los espacios educativos, que acogen al conjunto de interacciones pedagógicas que se producen entre los integrantes de la comunidad educativa se han visto disminuidos.

En el contexto del fomento de habilidades de lenguaje y comunicación ,para nuestros estudiantes ,la fonoaudióloga del colegio, sra. Marcela Cubillos Slaughter, integrante del Programa de Integración Escolar (PIE) de nuestro establecimiento, dictó charlas al equipo docente de los ciclos comprometidos con el objeto de ofrecer algunas ideas para fortalecer hábitos cognitivos, sociales, comunicativos y de lenguaje para nuestros estudiantes, además de promover actividades transversales para ayudar en la articulación de un nivel a otro. Además, se convocó a un conversatorio telemático con los apoderados de alumnos de preescolar, primer y segundo ciclo. Se abordó el desarrollo del cerebro y cómo esto se manifiesta en diferentes conductas dependiendo de la estimulación que se le de al sujeto; la profesional, magister en psicobiología y neurociencia cognitiva, indicó que los primeros 7 años de vida son críticos para la formación de estos hábitos y sugirió actividades simples pero efectivas para sacar a los niños de esta condición “pandémica” de mutismo o poco desarrollo del lenguaje: contarles cuentos con frecuencia, hacerles preguntas abiertas, de manera que se esfuercen por expresar lo que ven, piensan o quieren, preguntarles la opinión sobre cosas que pasan en lo cotidiano, restringir fuertemente el uso de aparatos tecnológicos (celulares, TV, etc.).

El conversatorio con los apoderados fue bien recibido por los asistentes quienes tuvieron la oportunidad de opinar, preguntar ,compartir sus experiencias y fundamentalmente vivenciar que ,no existe un único espacio que promueve aprendizajes, y ellos desde su hogar, pueden aportar significativamente al desarrollo de las habilidades del lenguaje de sus hijos (as) desplegando actividades que promuevan la imaginación, creación y juego y fomentando la comunicación a través de recursos verbales, no verbales, simbólicos, etc., que le son cercanos y significativos a nuestros niños y niñas .